Mochila portabebés, un práctico regalo para los futuros papás

Mochila portabebés, un práctico regalo para los futuros papás

Si te ha sido útil este contenido, danos 5 estrellas

Ya desde antes del nacimiento del bebé, los futuros papás inician su preparación para el gran día en el que vendrá al mundo su bebé. Durante este periodo es normal que se dediquen a adquirir los diversos productos que necesitan para garantizar su cuidado, como por ejemplo, ropa para bebés, cochecito, sillas para el coche, juguetes y toda clase de accesorios disponibles en el mercado.

Pero no solo las madres y padres se preocupan por comprar diversos artículos en esta etapa, ya que también sus familiares y amigos más cercanos querrán darles un práctico regalo para los futuros papás.

Por lo tanto, es importante que, a la hora de buscar el mejor regalo para comprar, analizar las diversas necesidades del bebé, de la madre y del padre, para tomar la mejor decisión de compra, como por ejemplo, regalarles un producto que facilite el cuidado y el día a día del bebé.

¿Por qué regalar una mochila portabebés?

Recordemos que, durante sus primeros meses de vida, el bebé requiere de atención permanente y los cuidados que deben realizárseles son muchísimos, por esta razón un portabebés se muestra como una gran opción cuando se trata de adquirir un práctico regalo para los futuros papás.

Durante los primeros meses de vida de un bebé, es importante hacerles sentir que mamá y papá están siempre a su lado para cuidarlo y protegerlo, pero esto termina por limitar las posibilidades de los progenitores para desenvolverse en actividades cotidianas.

Por eso, no es de extrañarse que, entre las opciones favoritas en cuanto a regalos para futuros mamás y papás, las mochilas portabebés se encuentran entre las opciones más compradas. Además, el hecho de que las mochilas portabebés sean regulables y adaptables a las características del bebé, hace que sea más fácil acertar que con otro tipo de regalos para el bebé.

El porteo de bebés te permite transportarlo de manera muy cómoda y orgánica para él, logrando mantener un contacto íntimo y transmitiéndole un sentimiento de protección y seguridad.

Es muy importante que al momento de elegir la mejor opción para adquirir una mochila portabebés te asegures de que pueda mantener a tu niño en una posición adecuada, para evitar que pueda ocasionar daños durante el proceso de madurez de su delicado cuerpo.

También debes fijarte en las posibilidades de ajuste que brinda la mochila portabebés. Debe ser ergonómico, para garantizar que el niño pueda desarrollarse correctamente y que no se vea afectado su crecimiento.

Cada madre/padre e hijo tienen necesidades particulares, que pueden variar en función del peso, tamaño y comodidad. No basta con adquirir el portabebés más lujoso o de mayor precio de la tienda, ya que finalmente será el/la peque quien decidirá si está dispuesto a ser transportado en él.

Antes de tomar la decisión final de compra de ese regalo especial para la nueva familia y su bebé, debes valorar lo referente a la edad de uso de la mochila portabebés, ya que, si se trata de un recién nacido, deberá ser uno que lo sujete realmente, ya que aún no cuenta con el tono muscular para mantener estable su cabeza y su columna vertebral.

Si se trata de un niño con varios meses de edad, ya será más amplio el abanico de opciones que podrás adquirir. Sin embargo, siempre debes estar pendiente de la comodidad, funcionalidad, practicidad y seguridad que ofrece cada modelo de mochilas portabebés.

Tampoco debes olvidarte de revisar cuales son los beneficios adicionales que brinda cada tipo de mochila, ya que no solo se trata de portear al bebé, sino que además debe ser práctico, dotado con bolsillos y compartimientos para que nada falte y que no haya necesidad de cargar una mochila adicional.

Tipos de mochilas portabebés

Es muy importante que antes de que decidas comprar alguno de los diversos tipos de mochilas portabebés disponibles, revises detalladamente sus características, ya que deben considerarse factores relevantes tales como el ajuste, posición firme, peso máximo, seguridad, entre otros.

Para ayudarte en esta tarea y que puedas tomar la mejor decisión de compra, te invitamos a revisar los diversos modelos de mochilas portabebés para regalar a la futura mamá y a su bebé.

Mochila portabebés de tipo frontal

Es una muy buena opción para comprar, ya que garantiza la tranquilidad del bebé, que se sentirá muy cerca de su madre al cargarlo en su pecho, pero manteniendo los brazos libres para realizar otras actividades. Además, este tipo de mochila portabebés mantiene al niño en posición de cuclillas y con una buena posición para el cuidado de su columna vertebral.

Mochilas portabebés de espalda

Este tipo de portabebés se utiliza para niños de entre siete y ocho meses de edad y están diseñadas para ser cómodas tanto para la madre como para su hijo. Tiene opciones de ajuste que garantizan la seguridad del pequeñín y la tranquilidad de mamá o papá que podrán mantenerlo bajo su cuidado mientras realiza otras actividades.

En este tipo de mochilas el bebé suele ir mirando hacia mamá o papá, pero la posición del mismo suele ser más elevada para que pueda ver algo, y no sólo la espalda de quien lo lleva. Ahora nuestros niños y niñas ya son más mayores y quieren ver su entorno.

Estas mochilas son muy utilizadas para ir de excursión o de viaje, ya que es mucho más fácil de transportar que un cochecito de bebé. Intentar moverte por algunas ciudades (como Toledo o Roma por poner dos ejemplos) con cochecito es toda una odisea, mientras que con una mochila de espalda en la que además puedes llevar todo lo que el bebé y los padres necesitan, es mucho más práctico.

Mochila portabebés multiposición o evolutiva

Este es uno de los tipos de portabebés con mayor adaptabilidad, ya que está diseñado para soportar tres posiciones, pensando en tu comodidad y la de tu niño. La idea es que puedas distribuir el peso de tu bebé rotando el porteo desde el frente, hacia la espalda y las caderas.

Estas mochilas se pueden utilitzar durante más tiempo, ya que suelen tener partes que se añaden o se quitan para adaptarse al tamaño del bebé y a la posición en la que vaya a ir.

Fular portabebés, una opción ligera y fácil de llevar a cualquier lado.

Otra opción que no debemos dejar de lado es el fular portabebés. Tal vez no tenga bolsillos y accesorios como los otros modelos, pero su gran ventaja es que son muy ligeros y fáciles de llevar en cualquier lado. Se puede llevar siempre encima sin importar donde vayas por si en un momento determinado lo vas a necesitar.

Aspectos a tener en cuenta a la hora de regalar una mochila portabebé

Edad y tamaño del bebé

Este es uno de los aspectos más importantes, ya que no es lo mismo comprar una mochila para un recién nacido que para un bebé que ya tiene varios meses. Hay que elegir el modelo adecuado para cada ocasión. Como ya hemos comentado, para recién nacidos siempre será mejor una mochila frontal y a mayor edad, ya se puede optar por otros modelos en los que pueda ir en la espalda o de lado.

Ante la duda, siempre queda la opción de elegir una mochila multiposición, que aunque algunas no se puedan utilizar desde el primer día, acabarán utilizándola y mucho.

Ergonomía de la mochila portabebé

Este es un tema muy importante a la hora de elegir una mochila. La misma debe ser ergonómica y que se ajuste al cuerpo del bebé, siendo a su vez cómoda para mamá y papá. Suele ser habitual en estas mochilas traer refuerzos en la parte de la cintura para repartir el peso del bebé, cosa muy importante cuando el mismo empieza a coger peso.

Material de la mochila portabebé

Una mochila adecuada debe estar hecha en materiales suaves y transpirables, por ejemplo de algondón, de forma que no puedan dar problemas para la piel de bebé o provoque sudoración excesiva del peque o los porteadores. Aunque pueda haber opciones más baratas, conviene evitar las que estén hechas de materiales plásticos o demasiado rígidos, que puedan provocar incomodidad o problemas en el bebé.

Nuestra recomendación a la hora de elegir una mochila portabebé

Teniendo en cuenta que es un objeto que el bebé probablemente va a utilizar durante muchas horas en sus primeros meses de vida, es muy aconsejable que elijas un modelo que sea práctico, y de una marca reconocida o al menos bien valorada por sus usuarios. En estos casos, no siempre más caro tiene por qué significar mejor, pero tampoco hay que ir a buscar lo más barato. Como se suele decir, tal vez en el término medio esté la virtud.

Si conoces a gente que utilice este tipo de mochilas pregúntale su opinión o en cualquier caso puedes orientarte por las opiniones y valoraciones que los compradores dejan en las tiendas online.

Comparte este contenido

Deja un comentario